UEF España lamenta el fallecimiento de Manuel Marín, padre del programa Erasmus

Desde UEF España queremos expresar nuestra consternación por el reciente fallecimiento de Manuel Marín, una persona que dedicó una buena parte de su vida a la causa de la integración europea, y gracias a cuya labor se consiguieron avances que tuvieron una expresión concreta en la vida de los ciudadanía de la UE y que todavía hoy día disfrutamos.

Marín fue uno de los artífices del ingreso de España en el proyecto europeo como Secretario de Estado para las Relaciones con las Comunidades Europeas (1982-1985), permitiendo a nuestro país incorporarse por fin al tren del progreso y la democracia..

Posteriormente, Marín fue miembro de la Comisión Europea (1985-1999), ocupando la Vicepresidencia en varios periodos e incluso la Presidencia en funciones por unos meses (marzo-septiembre 1999) tras la dimisión de Jacques Santer. Como Comisario gestionó carteras como Pesca, Cooperación Internacional, Empleo y Educación, llevando adelante numerosas iniciativas de calado con un claro cariz integrador.

Pero si Manuel Marín debe ser recordado por algún proyecto en concreto, sin duda debe ser por el Programa Erasmus, que ayudó a concebir, impulsó y logró implantar. Durante la tramitación de este proyecto, Marín se mostró un aguerrido defensor del proyecto original frente a las resistencias iniciales del Consejo. A día de hoy se cuentan por cientos de miles las personas que han podido estudiar en una universidad de otro país europeo, con todos los beneficios que ello supone en términos de intercambio cultural, aprendizaje de lenguas, oportunidades académicas y profesionales, y generación de una conciencia de ciudadanía europea. Una parte importante de este éxito hay que atribuirlo a la visión de futuro y el compromiso integracionista de Marín.

Las remarcables contribuciones de Manuel Marín hacia una Europa más unida y solidaria no se quedan aquí. Como Comisario europeo impulsó la creación de ECHO, la primera agencia humanitaria y de desarrollo de la Unión Europea, que desde entonces ha proporcionado apoyo técnico y financiero para la lucha global contra el hambre, la pobreza y la desigualdad.

En reconocimiento a todos estos logros, UEF España promovió recientemente la candidatura de Manuel Marín al Premio Carlomagno, el galardón más antiguo que se concede a personas por su contribución en el ámbito de la construcción europea. Lamentamos profundamente que su fallecimiento haya frustrado que pudiera recibir este merecido premio en vida, pero confiamos en que en todo caso se le pueda conceder a título póstumo. Con todo, desde UEF España queremos rendir un sentido homenaje a una persona que hizo tanto para forjar una Europa unida y en paz, ejemplo a seguir por todos los europeístas.

Madrid, a 7 de diciembre de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *